Sumario

Rev. Hosp. Psiquiátrico de la Habana 2006;3(1)

VIOLENCIA SOBRE MUJERES, NIÑOS Y NIÑAS 

Lázara Insua Grillo, 1 Luis Enrique Vidal Palmer 2

RESUMEN

Se realiza una revisión bibliográfica sobre el tema Violencia sobre mujeres, niños y niñas, debido a la actualidad que en este mundo convulso está tomando la violencia, uno de los pilares donde se afianza de modo peligroso el globo terráqueo. La mujer y los niños, victimas infelices y desvalidas de catástrofes naturales y guerras, tráfico de personas y de la industria de la pornografía y la prostitución son los protagonistas de este trabajo; hacia el descenso de la violencia, la desaparición del machismo y la igualdad de los derechos en la mujer y los niños estuvo y estará encaminado el esfuerzo del Estado y el Gobierno cubanos, atentos siempre a erradicar de raíz tamaños males, extintos en Cuba, por lo menos los que atañen a los niños, la razón de ser nuestra como revolucionarios, pero aún con algunos rezagos que hacen nos mantengamos alertas.

Palabras clave : violencia, violencia familiar, violencia doméstica.

 INTRODUCCIÓN

La violencia sobre mujeres y niños es un problema social y de salud que afecta a todos sin distinción de clases sociales ni de país; ha adquirido resonancia en los últimos tiempos, no porque ocurran más sino porque al parecer nos estamos ocupando de ello.

La fuerza intensa e impetuosa, la coacción ejercida sobre una persona para obtener su aquiescencia se llama violencia. 1

Con el surgimiento de las sociedades patriarcales, aparecen entre las nuevas condiciones materiales, sociales, etc., las diferencias sociales, la hegemonía de una minoría sobre los grandes grupos: ricos sobre pobres, hombres sobre mujeres, padres a hijos, jefes a subordinados, maestro a alumno, esta diferencia de poder de una persona sobre otra nos va a llevar a la violencia, quien nos ha acompañado desde que el hombre empezó a vivir en comunidad; esta violencia puede ser física, psíquica, sexual, económica o política. 2

La vorágine en que se halla sumergido el mundo después de la globalización, después de los cambios climáticos y de toda la barbarie política ha provocado que la violencia se haya ido incrementando en todas sus formas; la que más nos preocupa es la violencia sobre mujeres, niños y niñas por ser estos por tradición cultural los más débiles e indefensos.

La violencia como problema de salud, social y de derecho ha sido tema de debates en las últimas décadas en el contexto internacional, en conferencias mundiales sobre derechos humanos, en la Asamblea General de la ONU , etc., de ahí nuestra motivación para cooperar en su erradicación total, o por lo menos tratar de paliar desde nuestra base sus efectos y así disminuir su ascenso.

DESARROLLO

Todas las encuestas, estudios criminológicos, registros policiales, judiciales y del Departamento de Medicina Legal nos llevan a la violencia de la pareja, hombre sobre mujer, siendo el agresor por excelencia el marido de la victima. En EE.UU. del 30 al 50 % de las mujeres asesinadas fueron víctimas de sus esposos y en España en el año 2002 más de 60 mujeres perecieron a manos de su pareja. 3

En el Departamento de Medicina Legal del hospital "Comandante Pinares", en San Cristóbal, Pinar del Río, de 171 mujeres agredidas y maltratadas 39,18 % lo fueron por sus esposos en el radio de acción que atiende nuestra unidad médico-legal, que es el oriente de la provincia y revisando bibliografía encontramos que en un lugar lejano geográficamente como Guantánamo, de un total de 234 mujeres el 25 % fue agredida por sus esposos siendo el móvil los celos en un 64 %, 4 al igual que en nuestro análisis pero en nuestro medio siempre vemos a los celos acompañados de alcohol.

Como ya expusimos en la introducción la violencia intrafamiliar ha estado presente desde hace miles de años y sus efectos han recaído principalmente en los ancianos, mujeres y niños, siendo la mujer la más estudiada y observando como a los cuerpos de guardia llegan cada vez más niños víctimas de accidentes del hogar que no dejan de tener su componente violento ya que si los padres omiten sus cuidados o utilizan agresiones verbales o físicas para imponer disciplina ya estamos frente a la violencia sobre el niño.

En cuanto a la violencia sobre la mujer tenemos al hombre victimario ejerciendo una conducta abusiva crónica en lo emocional, físico y sexual respecto a sus parejas. Este comportamiento puede ser una acumulación de factores psicológicos desde la infancia en que él mismo fue a su vez un “niño maltratado”; la mayoría de ellos no admiten que esto sea violencia sino lo incorporan a la masculinidad, inclusive para la sociedad son agradables y seductores. 5

La OMS se refiere a la violencia como un fenómeno sumamente difuso y complejo cuya definición no tiene exactitud científica, ya que es una cuestión de apreciación, la variedad de códigos morales hacen del tema una cuestión difícil y delicada de tratar. En sus estadísticas aborda los diferentes tipos de violencia y refiere que en el año 2000 hubo una tasa de 28,8 por 100 000 hab. violentadas.

El aumento de violencia contra la pareja se observa en todo el mundo; en el año 2000 el alza en África y América Latina fue enorme. Entre 10 y 69 % de las mujeres de esta zona señalan haber sido agredidas alguna vez en su vida.

La violencia sexual comprende una gran diversidad de actos como violaciones, abusos a menores, mutilaciones genitales e inspecciones de virginidad. En Londres el 23 % han sido violadas alguna vez y cifras similares se ven en México, Perú y Zimbabwe. En algunos países 1 de cada 4 mujeres señalan haber sido victimizadas sexualmente y 1 de cada 3 niños han sido iniciados por la fuerza.

El siglo XX fue uno de los períodos más violentos de la humanidad para los civiles, y las mujeres y los niños las víctimas más vulnerables, partiendo de la primera y segunda guerras mundiales, Corea, Viet Nam y Etiopía con más de 30 años de conflicto armado, esta violencia no ha cesado, la violación de los derechos humanos, la desigualdad social, el control de los recursos naturales y los cambios demográficos se consideran factores de riesgo, 6 por eso la entrada del siglo XXI ha continuado con la escalada violenta ya que ninguno ha cesado, muy por el contrario se han incrementado.

La violencia es un obstáculo que impide la realización de los derechos humanos plenamente 7 y como algunas veces pasa inadvertida, ya por miedo a la denuncia y otras porque son niños que nada saben de lo que está ocurriendo, esta continua su acelerado curso por acción u omisión, produciendo daño físico o psíquico siendo mujeres y niños sus principales victimas.

La revista Investigación y Educación en Enfermería de Colombia nos relata que en el 2001 de 4 a 6 millones de mujeres fueron maltratadas por sus esposos en el mundo. En Colombia 1 de 3 mujeres ha sido insultada por lo menos y 1 de 5 golpeada y los reportes del Instituto de Medicina Legal de Colombia hablan de una proporción de 18 mujeres por cada hombre maltratado. 7

Entre los maltratos no solo podemos contar los físicos o sexuales, también los insultos, humillaciones, prohibiciones, limitación con el dinero, los alimentos, etc., son manifestaciones de violencia que muchas mujeres no saben ni siquiera que la padecen.

Todos estos tipos de violencia doméstica son causa de morbimortalidad. En México tienen el 3er lugar, en América Latina llevan a la pérdida de 9 millones al año de vidas saludables, más aún que la muerte por cáncer o por accidentes de tránsito. 8 Es significativo el aumento de la violencia en las áreas urbanas, que se puede caracterizar como una epidemia de salud pública. Niños de 13 y 14 años son violentados por golpes, ataques, heridas y otras lesiones, 9 el 64 % de violencia en el hogar se le ha adjudicado al consumo de alcohol en Trinidad y Tobago y en Brasil el 14,6 % son de abusos físicos de padres y madres y el 11,8 % de abuso sexual por un familiar. 10

El abuso sexual es uno de los más grandes y devastadores problemas para la paz de la comunidad. Es necesario implementar acciones de control y prevención 11 ya que esta práctica puede provocar en un futuro un vuelco en la conducta o la personalidad del menor. En nuestro radio de acción observamos como los familiares y conocidos del niño son los que más han cometido los delitos, siendo el de abuso lascivo el de mayor incidencia entre los menores de 12 años y en las mujeres, las violaciones o tentativas de violación también entre los conocidos y familiares y en lugares conocidos o sus propias casas. 12

Entre las agresiones más violentas de género tenemos al homicidio (Pérez González 2003) como la “última demostración del control que algunos hombres tienen sobre la mujer”.

Desde 1959 en Cuba, la mujer comenzó a tener su reivindicación y sus derechos están constitucionalizados; existe la Federación de Mujeres Cubanas que agrupa a millones de mujeres a las que atiende y representa socialmente

Desde el Código de Hammurabi hasta la fecha se han establecido distinciones de género y una especie de ''eximente criminógena'' que se atienen al ‘'homicidio por razón de honor” y a la ''emoción violenta'' en casos de sorprender el marido a la mujer en pleno adulterio, 13 es cierto que en nuestro país, a pesar de todos los derechos sociales y jurídicos de igualdad de género se siguen por algunos sectores las leyes romanas donde el hombre devalúa a la mujer y facilita su victimización; aún hoy en Cuba el hombre en la agresión a la mujer, reafirma su masculinidad, aún hoy en Cuba se acepta la ira como atributo masculino y la depresión como atributo de la mujer. Ser débil no es sinónimo de ternura y delicadeza y tampoco de sumisión.

La sociedad, la cultura y la tradición han obligado al hombre a cumplir su rol viril de fuerza y superioridad; ‘'por cada mujer que está cansada de actuar como tonta hay un hombre que está cansado de ser fuerte y por cada mujer que esta cansada de ser una hembra emocional hay un hombre a quien se le ha negado el derecho a llorar''. 14

En la Asamblea General de la ONU , en su Res. 48-104 de 1993 dice ‘'violencia contra las mujeres es cualquier acto de violencia basado en el género que resulte o tenga como resultado causar un daño o use sufrimiento físico, sexual o psicológico, incluyendo amenazas tales como, coerción o privación arbitraria de libertad”.

En Viena, también en 1993, se efectuó la Conferencia Mundial de Derechos Humanos donde por primera vez se reconoció a la mujer y el niño sus derechos. Las mujeres enfrentan grandes barreras que las limitan y obedecen a factores que las aíslan o marginan y las llevan a la negación de sus derechos como su educación, superación profesional, empleo, vivienda y adopción de decisiones. 15 Los derechos de la mujer llegan lenta y desigualmente, todavía hay países donde se les mutila los genitales, se decide por su matrimonio o si se divorcian, cobran salarios inferiores a los hombres, o se visten dejando solo sus ojos al descubierto.

Todavía existe gran violencia con presas, refugiadas, sirvientas, tráfico de personas y prostitutas; son las mujeres y los niños los seres más sufridos en los desastres naturales y en las guerras, entre estos últimos la pedofilia, la pornografía y el tráfico de niños hacen que existan países donde hay casi un 80 % de sus niños en estados violentos. En un total de 600 millones de viajes el 20 % de los turistas reconocen que van buscando sexo y de estos el 3 % confiesan tendencias pedófilas. 15

En Cuba, el niño es lo principal para la sociedad, el Estado y la Revolución pero no estamos exentos de algún trasgresor como consta en estadísticas tanto de nuestro territorio como nacionales que tratan de abusos sexuales a menores, en cuanto a las mujeres todavía queda camino por transitar, aún vemos machismo y violencia entre las parejas y aquello de ‘'aquí mando yo porque para eso soy el hombre''. Tanto la FMC como otros organismos se mantienen al tanto de las estadísticas de violencia de género, se creó la Casa de la Mujer y la Familia , el Centro de Atención Sexual y todo un conjunto de asesores psicólogos, psiquiatras y trabajadores sociales están a la disposición de todas las mujeres y niños que sean víctimas de violencias, rezago de viejas culturas, para evolucionarlos hacia familias felices en igualdad de condiciones sociales y jurídicas.

Desde nuestra posición de médico legista y mujer no escatimaremos esfuerzo porque esta igualdad de derechos y la desaparición de sexo débil o fuerte sea una realidad.

CONCLUSIONES

A través de la bibliografía revisada encontramos que en la totalidad de los países la violencia contra las mujeres, niños y niñas deja anualmente una secuela de muertes y lesiones con desequilibrios psíquicos y sobre todo con un gran sufrimiento ante la impotencia, niños maltratados y victimizados sexualmente cuando aún deben estar jugando con muñecas o carritos. En toda la literatura revisada la violencia de pareja es la más encontrada ya que las mujeres violentadas por los esposos ocupan el porcentaje mayor, estadística que se cumple también en el país y en el territorio de nuestro departamento. A pesar de la igualdad de derechos promulgada por distintas organizaciones en pro de los derechos de la mujer y los niños y niñas queda aún mucho camino por recorrer, camino largo y lleno de escollos tradicionales, culturales y sociales.

VIOLENCE AMONG WOMEN AND CHILDREN

SUMMARY 

A bibliographic review is done about the violence among women girls and boys, due to its current increase and because it constitutes a part of the basis on which the world remains based in a dangerous way. The protagonists are the women and the children who are the helpless and unfortunate victims of natural disasters, wars, trafficking of women and children for sex trade, pornographic market and prostitution. The efforts performed by the Cuban state and government have been directed to avoid violence and machismo and to defend women's equal rights. Nevertheless, there are still some leftovers that oblige us to be on the alert.

Key words: violence, domestic violence, family violence.

REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

  1. Pequeño Larousse Ilustrado; 1977.

  2. González Hernández A, Castellanos Simón B. La sexualidad y los géneros. Sexología y Sociedad 1998;9:28-33.

  3. López Lamelas A, Lamelas Viera C. Violencia contra las mujeres en el ámbito de la pareja. Sicopatología 2004;24(3-4):9-12.

  4. Toirac Perera S, Guilarte Ramírez E. Las lesiones como forma de violencia en la mujer guantanamera. Sexología y Sociedad 1998;9:15-8.

  5. Espina Sierra EL. Hombres que maltratan a su compañera de pareja. ¿Víctima o victimario?. Sexología y Sociedad 2002;18:22-5.

  6. Informe Mundial sobre la violencia y la salud, Resumen Oficina Regional para las Américas. Organización Mundial para la Salud ; 2002(4-12):25-7.

  7. Medina Meza DP. Violencia física y psicológica contra la mujer embarazada. Investigación y Educación en Enfermería 2001; XIX(1):18-25.

  8. Jaramillo DE, Uribe TM. Rol del personal de salud en la atención a las mujeres maltratadas. Investigación y Educación en Enfermería 2001; XIX(1):22-4.

  9. Zavaschi ML, Benelli SA. Adolescents exposed to physical violence in the community. A survey in Brazilian public school. Rev Panam Salud Pública 2002;12(5):327-31.

  10. Makasajh H, Ali A. Crime in Trinidad and Tobago. The effect of alcohol use and unemployment. Rev Panam Salud Pública 2004;15(6):417-23.

  11. Rondón García I, Santiago Garrido A. Perfil actual del abuso sexual contra menores de 16 años en Ciudad de La Habana. Sexología y Sociedad 2004;10(24):19-20.

  12. Pérez González E, Rondón García I. Violencia, familia y género. Reflexiones para la investigación y acciones preventivas. Sexología y Sociedad 2004;10(26):38-40.

  13. Pérez González E. Homicidio y género. Sexología y Sociedad 2003;9(23):10-2.

  14. González Hernández A. Género, feminismo y humanismo. Sexología y Sociedad 2003;9(22):4-9.

  15. Dopico SB. Violencia y derechos humanos para las mujeres. Sexología y Sociedad 2003;9(21):36-8.

 

___________________________________________________________________

1 Especialista de 2do. grado en Medicina Legal. Profesora Asistente, Jefa del Departamento de Medicina Legal. Hospital G eneral Docente “Comandante Pinares”. San Cristóbal.

2 Especialista de 1er. Grado en Psiquiatría. Profesor Adjunto de la Escuela Superior del MININT. Jefe del Servicio de Psiquiatría forense. Hospital Psiquiátrico de La Habana .

 

Sumario