Sumario, Siguiente
Rev. Hosp. Psiquiátrico de la Habana 2004;1(2-3)

 

 

 

PRESENTACION DE UN CASO

AMEBIASIS EXTRAINTESTINAL EN PACIENTES PSIQUIATRICOS. ANALISIS DE UN CASO

Candelaria Cruz Domínguez 1

RESUMEN

El absceso hepático amebiano constituye un grave problema clínico con una alta tasa de mortalidad, sobre todo con los pacientes psiquiátricos que su condición de psicótico minimiza los síntomas dolorosos, haciendo que pasen inadvertidos afecciones graves o que se detecten en estadío avanzado. Las manifestaciones clínicas fueron: pérdida de peso, fiebre, dolor abdominal, tumoración en hipocondrio derecho. El diagnóstico se realizó mediante econosografía y drenaje pericutáneo dirigido de las lesiones hepáticas, lo que unido al tratamiento médico, permitió la completa curación del paciente.

Palabras clave: absceso hepático amebiano, esquizofrenia simple, hipocondrio derecho, punción percutánea, tumoración.

INTRODUCCION

El absceso intra-abdominal es uno de los problemas más difíciles de diagnóstico y tratamiento en enfermos en estado crítico, desnutridos y debilitados.1 Su mortalidad está alrededor del 30 % en los casos diagnosticados y tratados precozmente u entre el 50 % y 80 %, pudiendo llegar al 100 % en los abscesos no drenados.2

En los abscesos hepáticos amebianos, la mortalidad oscila entre el 11 % al 40 %, siendo importante en la supervivencia el diagnóstico precoz, ausencia de íctero, edad no avanzada y tratamiento rápido con el drenaje percutáneo la mortalidad oscila entre el 4 % y el 8 %.3

El ultrasonido ha aumentado la capacidad de localizar los abscesos intra abdominales y su utilización para guiar el drenaje percutáneo, ha mejorado el pronóstico de estos enfermos, teniendo en cuenta los resultados obtenidos en el drenaje percutáneo respecto a la curación, costos, morbilidad y mortalidad, en la actualidad se han ampliado sus indicaciones y se ha convertido en el método de tratamiento en la mayoría de los abscesos abdominales.4-6

La edad media de presentación es de 38 años con límites entre 20 años y 70 años. En su etiología, la infección por entamoeba histolytica, se observa con mayor frecuencia en los países en vías de desarrollo, en regiones tropicales, semi-tropicales con climas cálidos, donde se vive en la pobreza y condiciones sanitarias deficientes.

Pueden ocurrir complicaciones graves como la ruptura en un 33 %, con una mortalidad del 71 % si es en pulmón o pleura, pericardio 93 %, abdomen 41 %. Puede presentarse también, sepsis mortal o abscesos metastásicos a pleura, cerebro, etc.7

El objetivo en este caso en que se utilizó el ultrasonido como guía en el diagnóstico y drenaje percutáneo de las lesiones, como una alternativa de cirugía, evitando anestesia general, es demostrar las ventajas del método al utilizarse en nuestro hospital, como son su inocuidad, rapidez, posibilidad de repetir las veces necesarias, produciendo un mínimo de molestias, su bajo costo y gran sensibilidad al usarlo en el drenaje percutáneo preserva la pared del absceso como barrera fisiológica que impide la diseminación de la sepsis y es un proceso sin sangre.6,8,9

DESCRIPCION CLÍNICA

Paciente EMF de 65 años de edad, masculino de raza negra, historia clínica 29742 con antecedentes de esquizofrenia simple, que ingresa en el servicio de medicina del Hospital Psiquiátrico de La Habana, con toma del estado general y mental, pérdida de peso de unas 20 libras, fiebre de 39 o C, dolor en hipocondrio derecho y tumoración que rebasa 4 cm el reborde costal a este nivel. Se le realiza un ultrasonido abdominal, encontrándose hepatomegalia con múltiples imágenes complejas de contorno irregular, tabiques y abundantes elementos suspendidos, lo que mostraba gran destrucción del parenquima hepático con un diámetro promedio de 6 cm de las lesiones.

Los estudios hematológicos realizados mostraron: eosinofilia de 12 x 10 9 x l y una velocidad de sedimentación de 78 mm/h, leucocitos 11,500 x 10 g/l. Hb- 11,6 mg %, las heces fecales fueron normales, así como el Rayos X de Tórax.

El estudio endoscópico (laparoscopia) de abdomen informa que no es posible visualizar el hígado por la presencia de gran bloque de adherencias que llegan desde el epiplón hasta la pared anterior del abdomen, no pudiéndose realizar biopsia.

Al continuar la evolución desfavorable del paciente, a lo que se añadió vómitos alimenticios y ante la sospecha de tratarse de abscesos hepáticos amebianos, se sugiere al médico de asistencia realizar punción evacuadora guiada por ultrasonido como una alternativa de cirugía para obtener diagnóstico específico mediante el análisis del líquido.

La función se realiza previa asepsia y anestesia local con aguja 22', obteniéndose rápidamente 100 cc de un líquido achocolatado poco denso, con elementos suspendidos.

RESULTADOS

Parasitológico directo, Entamoeba Histolytica 30 x campo; bacteriológico no-crecimiento bacteriano; micológica, no-crecimiento de hongos; anátomo-patológico, extensión constituida por neutrófilos.

Se comienza tratamiento específico con metronidazol endovenoso. Frasco de 500 mg, a pasar en media hora cada 8 horas, durante 10 días. Luego continuar por vía oral una tableta cada 8 horas por 10 días. La mejoría clínica fue inmediata.

El ultrasonido evolutivo a los siete días, observó regresión de la hepatomegalia, disminución del diámetro de las lesiones, elevación e inmovilidad del hemi-diafragma derecho con imagen ecolúcida triangular en proyección de la base del hemi-tórax, por derrame pleural.

A los dos meses el ultrasonido mostró completa regresión de las lesiones y el paciente se incorporó a su sala de rehabilitación habitual.

DISCUSIÓN

La infección por Entramoeba Histolytica se encuentra ampliamente distribuida a nivel mundial, siendo nuestros pacientes psiquiátricos muy susceptibles por sus hábitos de vida.1

El diagnóstico de absceso hepático amebiano se fundamenta en las manifestaciones clínicas de las enfermedades que son representadas por a otros autores,10,11 como son: fiebre, dolor abdominal, pérdida de peso, hepatomegalia dolorosa, las cuales son comunes además, a otras causas de absceso hepático, por lo que es necesario el diagnóstico etiológico específico.2,12

La eosinofilia presente en el paciente es un factor importante para el diagnóstico de esta patología, porque la amebiasis extra-intestinal es una causa de eosinofilia en sangre periférica.13,14

En este caso la imagen ultrasonográfica fue muy sugestiva del diagnóstico de absceso hepático amebiano.5,6

Las imágenes múltiples en ambos lóbulos han sido descritos con un diámetro promedio de 7 cm (5,6), al igual a lo reportado. La complicación pleural más frecuente fue el derrame pleural derecho.8

El diagnóstico final se realizó con el examen directo del líquido obtenido por la punción aspirativa guiada por ultrasonido.1,4

CONCLUSIONES

Se comprobó la eficacia del método untrasonográfico como un auxiliar de gran valor que contribuyó a salvar la vida de este paciente.

EXTRAINTSTINAL AMEBIASIS IN PSYCHIATRIC PATIENTS. CASE STUDIED

SUMMARY

The amebic hepatic access is a serious clinical problem with a high mortality mainly in psychiatric patients due to their psychotic condition that reduces the painful symptoms; resulting unnoticed serious affections or diagnoses of advanced conditions.

The clinical symptoms were: loss of wright, fever, abdominal pain, tumors in the right hypochondrium.

The diagnose was done using echonosography and percutancous drainage directed to the hepatic lesions that together with medical treatment allowed the complete cure of the patient.

Key words: amebic hepatic access, mild schizophrenia, right hypochondrium, percutaneous punction, tumor.

REFERENCIAS BIBLIOGRAFICAS

  1. Dharmarajan TS, Tankala H, Ahmed S. Pyogenic liver abscess: a geriatric problem. Am J Geriatr 2000; 48:1022-24.

  2. Álvarez JA, González JJ, Baldonado RF. Clinical course treatment and multivariate analysis of risk factors for pyogenic, and amebic liver abscess. Am J Surg 2001;181:177-88.

  3. Filice C, Brunetti E, Bruno R, Grippa FG. Clinical management of hepatic abscesses. Am J Gastroente 2000; 95:1092-93.

  4. Hanna RM, Dahniya MH. Percuta-neous catheter drainage in drug-resistant amoebic liver abscess. Two med int health 2000; 5:578-81.

  5. Abdelova FA, Ouschat A. Ouzidenel and Kadin R. Ultrasonography in the diagnosis of liver abscess apropos of 3 cases, Ann. Radiol 1999;30:286-92.

  6. Niang HE, Ka MM, Badiane M, Ba A, Konde L, Lamouche P. Amoebic liver abscess: echographic aspects. Dakar Med 1999;39:5-8.

  7. Haque R, Mollah NU, Ali IK. Diagnosis of amebic liver abscess and intestinal infection with the tech Lab. Entamoeb histolytica II antigen detection and antibody. J Clín Microbiol 2000;38:3235-9.

  8. Patino JF. Absceso hepático. en: Lecciones de cirugía. Buenos Aires: Editorial Médica Panamericana; 2001.

  9. Gabata T, Kadoya M, Matso O. Dynamic CT of hepatic abscesses: significance of transient segments enhancement. Am J Roentgenol 2001;176:675-879.

  10. Nattakom S. Serrato. Amebic liver abscesses. Masquera ding as pyogenic abscesses. Clin Infect 2001; 33:145-7.

  11. Peta A, Hohn J, Hodi Z. Pyogenic liver abscess 20 years experience. Companion of results of treatment in two periods. Langenbecks Arch Chir 2002;387:27-31.

  12. Sharma MP, Ahuja V. Management of amebic liver abscess. Arch Mad Res 2000; 31:45-59.

  13. Wagayama H. Shiraki liver abscess associated with adult chronic granolomatous disease. J Hepatol 2000; 33:853-6.

  14. Fonte L. Amebiasis: enfoques actuales sobre su diagnóstico, tratamiento y control. Elfus Scientiac 2000:128:43-5.

_______________________________

1 Especialista de 1 er Grado en Radiología. Hospital Psiquiátrico de La Habana.

Sumario, Siguiente